[+/-]

Para contactar conmigo, pincha aquí.

miércoles, 31 de marzo de 2010

Raritos

Hace unos dos años estuve en Londres con el insti y nos dimos una vuelta por Camdem Town.

Tienda típica en Camdem
Yo me pegué todo el rato con los ojos como platos. ¡Cómo me gustaba aquello! No sé si lo dije yo o alguna amiga, pero allí los raros eramos nosotros, entre tanto piercing y crestas, y el que no llevaba lo más probable es que fuese un turista, como nosotros. Claro que la mayoría de la gente se sentiría orgulloso de ser raro en ese ambiente.

¿Que a qué viene todo esto? Pues a que me hace gracia, por decir algo, lo habituales que son en blogs y demás perfiles descripciones del tipo "soy rara", "soy ridícula", "soy aburrida", bla, bla, bla...ah, sí, la mayoría de estas descripciones pertenecen a chavalitas. A mi este asunto me irrita bastante, no sé exactamente por qué, pero lo hace. No tienes que sentirte un bicho raro y vivir amargado por escapar a la estadística, pero de ahí a hacer de ser diferente tu bandera...Y ya no ser diferente, si no ser prácticamente un desecho humano, que poco les falta para decir "oh, soy un asco, doy pena, aquí tienes mi dirección para que puedas venir a matarme, porque soy como una plaga que debe ser erradicada" O.O Vale, es una exageración, obviamente no llegan a ese extremo, ni creo que se les pase por la cabeza, pero es que ni siquiera pienso que sean tan raras. Es curiosa la influencia de la cultura de masas, no sólo en el caso de las personas a las que lleva a formar parte de esa masa, sino en aquellas que no lo hacen y automáticamente ellas mismas se consideran raras y dejan constancia de ello. Yo encuentro muy divertido pensar que todas las "raras" (ya hablo en femenino, a quién voy a engañar) son iguales, y que podrían fundar un barrio en el que los "normales" serían los que harían raya. Como en Camdem. Una cosa que tienen en común, por cierto, es que a muchas de ellas les gusta Green Day. ¿Y si resulta que yo también soy una rara? Vaya ridículo, yo sin saberlo, tendré que actualizar mi aburrido perfil. Bah...Qué decir que yo precisamente no es que sea el prototipo de dieciochoañera, pero ni me avergüenza ni me enorgullece. Estoy orgullosa de las cosas que hago por lo que son en sí mismas, no por si son "raras". Al fin y al cabo, uno no puede quejarse de las etiquetas si uno mismo se las pone. Lo que me recuerda que una vez, hablando de música con un amigo, le dije que yo prefería un estilo muy concreto, y que dificilmente se me sacaba de ahí. El me dijo "pues menos mal que no te gustan las etiquetas" y le contesté que escuchar un género concreto no era razón para etiquetarme, pero que podía buscar una etiqueta para alguien que escucha punk (aviso a navegantes, Green Day no lo considero punk, por si acaso alguien pensaba comentarlo) y le gustan los vaqueros levi's ;). Un momento, se me acaba de ocurrir una perfecta: rara. Tendré que decirselo, para que deje de buscar. Ahora en serio, para describirte así, mejor no te describas; seguro que tienes cosas más interesantes qué decir sobre tu personalidad. =) Y las etiquetas, para la ropa.

3 comentarios:

Sergio dijo...

Lo que es raro es que no haya salido el tema de los vampiros brillantes. :-)

Patri O. dijo...

nonono cada tema por separado, además nadie ha dicho que también tuviesen en común que les gustase crepúsculo (no he hecho un análisis de personalidad completo de los sujetos, así que no puedo asegurarlo). aunque puede que tú pensases en alguien concreto...

Radmains dijo...

A mi también me gusta Green Day. No te preocupes, todo se pega.